miércoles, 16 de diciembre de 2009

No te preocupes Tomi... a nosotros nos pasa tambièn


Cuando un niño es un bebè, a nadie se le ocurre ni gritarle ni reñirle. Por màs que haga lo que haga... causa gracia muchas veces, se le festeja casi todo. Si bien es necesario ponerle lìmites, de alguna manera, no se le exige y se le perdona casi todo. A medida que van creciendo los niños, se les va exigiendo cada vez màs. Si un niño no hace bien las cuentas a los 9 años, se le exigirà que preste atenciòn; se le pedirà que tenga màs cuidado a la hora de coger las cosas. Cuando llega a la adolescencia, ya no podemos permitir que griten, ni que nos digan cosas, que causaban gracia cuando eran pequeños.

Y cuando son adultos, se espera que se actùe con madurez, con responsabilidad y con sensatez.

Siempre se toma en cuenta la edad cronològica y no la edad mental de la persona. Es màs, no se toma en cuenta còmo es esa persona, por què momento està pasando. Si una persona es callada, a los 30 años, es rara... Y a lo mejor es tìmida. Si una persona tiene un hijo a los 40 años... còmo no tuvo antes!. Y a lo mejor no conociò hasta ese momento al amor de su vida.

Rapidamente prejuzgamos a las personas y no nos damos cuenta que somos humanos. Que nos salen las cosas mal, como cuando èramos niños. La diferencia està en que, en esa època, nos ayudaban; muchas cosas nos la resolvìan.

A tì te pasa tambièn, que te exigen como a un niño de 7 años, que no tiene problemas. Y no se dan cuenta que, ante todo... tienes una personalidad diferente a los demàs. A lo mejor no te gusta ser tan sociable y no es producto de tu problema. Si te salen mal las cosas, muchas veces, a lo mejor habrìa que darse cuenta que tu atenciòn, tu comprensiòn no es igual a los demàs niños de siete años. Y nada de lo que haces es tu culpa.

Hemos llegado a fin de año... me siento orgullosa porque has logrado muchas cosas. Y sobre todo, haz demostrado que tù puedes... que haciendo esfuerzos has conseguido cumplir con los objetivos del cole. Que tus compañeros ven como una virtud!!, el hecho de ser tìmido, aunque no es precisamente lo que te pasa.

Seguirè luchando para que sigan entendiendo que tus siete años son maravillosos. Con y sin defectos. Con y sin problemas. Por favor, no cambies, porque TODO està muy bien. Yo sigo disfrutando ser tu mamà gordo mio!!

7 comentarios:

Mamadecys dijo...

Es verdad todo lo que decís. Y cómo no estar orgullosas de nuestros hijos con todo lo que hacen a diario?
Estoy segura que Tomás se siente orgulloso de tener una mamá que lucha por él!!!
Un beso grande,
Marina

caro dijo...

hola lau tanto tiempo muy linda tu entrada y sin dudas tomi está feliz de tenerte a su lado como mamá,besossssssssssss

Adrisol dijo...

una entrada para reflexionar, sin dudas...
claro,que es sumamente valorable todo lo que ha conseguido tomás en este año!!
quién tiene la vara para medir los tiempos de cada uno??

te felicito por esa hermosa tarea de ser mamá!!!!!

besossssssssssss

Graciela dijo...

Hola Laurita!!!

Prejuzgamos todo el tiempo, no miramos al otro con esa necesaria comprensión, las cosas deben ser de una determinada manera, si te sales ya eres diferente u observado.

Besitos y abrazos a todos en casa!!!

anabel dijo...

Vengo a desearos unas fiestas maravillosas y un 2010 genial.
Besotes.

Isabel dijo...

Hola lindisima familia. Os deseo las mejores Navidades. Felices Fiestas. Besitos

Georgina y mi bebe Nicolas. dijo...

Yo estoy aqui para desearles una Hermosa y Feliz Navidad.

Esto es lo que escribi en mi blog para todos nosotros.

Yo soy una madre especial, y he tenido la fortuna de conocerlos a todos ustedes hace unos meses. Yo no estoy sola, somos muchos los padres y madres que amamos a nuestros hijos con capacidades especiales, yo veo en cada una de sus historias como se esfuerzan cada dia por ayudar a sus pequeñitos, el camino no es facil, pero si esta lleno de amor y eso es lo importante.

Esta es mi primera Navidad sabiendo que soy una madre especial, la vida cambia, pero no de manera negativa, al contrario te conviertes en una mejor persona, en un ser humano que Dios le ha dado la oportunidad de tener un ser especial como hijo.

Yo quiero desearles desde el fondo de mi corazon UNA FELIZ NAVIDAD para ustedes madres y padres ejemplares, para sus preciosos hijos y toda su familia.

El verdadero significado de la Navidad es uno solo: Jesucristo. El regalo de Navidad es su nacimiento. Aceptemos a Jesus en nuestro corazon como regalo de Navidad, como cuando un niño extiende los brazos para recibir el anhelado regalo navideño.

No hay Navidad sin Jesus, "Padre, te agradezco por tu gran regalo, hoy recibo a Jesús en mi corazón, porque creo que el murio por mi para darme vida eterna. Te pido por todas las madres y padres especiales que he conocido por medio de este blog, llenalos de bendiciones y protege siempre a nuestros hijos"

Autonomìa ... avanzamos y seguimos trabajando

Cuànto hemos trabajado la autonomìa!! Y lo que nos falta!. Porque, como siempre digo... no es autònomo el que se sabe atar los cordones o el...