jueves, 8 de marzo de 2007

ALGO CAMBIO EN MI Y EN TOMAS...

Les cuento que hoy otra vez hice mis observaciones en el cole, como es mi costumbre. Lleguè en el recreo y no hice como siempre que me escondo para que Tomàs no me vea y no se quede mal. Pensè que era hora de probar còmo reaccionarìa si me viera.
Como desde afuera se puede ver, me quedè detràs de las rejas y mirè sin interrumpir su juego. Jugaba a veces solo y otras con algùn niño que lo seguìa para bajar una escalerilla.
En un momento, ya casi llegando la hora del tèrmino del recreo, me viò y le sonreì. Se quedò parado, sorprendido. Tocò la sirena y lo saludè con la mano y èl me saludò tambièn. Se fue corriendo a la fila y entrò con sus compañeros como siempre.
Ahì me di cuenta que algo habìa cambiado en èl y en mi. En mi porque no tratè de protegerlo para que no se quede llorando si me veìa. Es bueno intentar que èl entienda que su lugar en ese momento es el colegio, con sus compañeros y su maestra. Èl "creciò" en ese sentido. Està adaptado y entiende que mamà lo va a buscar a la salida pero que su obligaciòn es aprender todo lo que le enseña la escuela. Y me fui con una sonrisa y llorando , pero esta vez de emociòn!!!!

No hay comentarios: