viernes, 12 de enero de 2007

UNA CARTA PARA MI PRINCIPE (CUANDO TENIA UN AÑO Y MEDIO)



"¡Vamos que ya viene!" - gritò el mèdico. Cerrè los ojos y me emocionè. No importaba el dolor intenso del parto. Ese momento en que te pusieron sobre mi pecho y pude mirarte y abrazarte por primer a vez, no lo voy a olvidar nunca. Estabas conmigo, con nosotros, y el sueño se habìa cumplido al fin. En ese abrazo qusie regalarte calorcito, seguridad, todo mi amor.
¡Cuànto tiempo tuve que esperar!. Todos estàbamos ansiosos por la llegada de otro bebè a casa. En cada oraciòn, en cada visita (pedida por Agustina) a una iglesia, todos pedìamos por vos. Sentìa que en mi panza habìa un lugar especial.
Ahora que ya tienes un año y medio, y a veces no paras de hacer travesuras corriendo, tirando cosas, me doy cuenta que llenaste nuestra vida de alegrìa. Esa mezcla de independencia y demanda de cariño constante, te hace un ser ùnico.
Cada vez que me abrazàs con tus manitos tan chiquitas y me hablàs en tu idioma, no puedo creer que seas mio!!.
¡Què ràpido crecès!. Lo siento cada vez que entramos al pediatra y entràs tomado de la mano y caminando, como un verdadero hombre.
A veces quisiera ponerme la capa de Batman y salir volando para defenderte contra todo y contra todos,. Pero tengo que dejarte crecer.
Si pudiera tener una varita màgica te harìa el mundo color de rosa, pero no puedo. Igualmente no te des por vencido nunca. Confià siempre en vos y haz lo mejor que puedas. Yo estarè siempre para aplaudirte.
Le pido a Dios que tengas una infancia feliz y una vida tranquila. Que sonrìas y que disfrutes cada momento.
Y cuando crezcas, no dejes de compartir los buenos y malos momentos con nosotros, tus papàs, que tanto te amamos.
Sè que tendràs tu propio mundo y solo podrè entrar si me dejas. Igualmente estarè atenta para ayudarte en todo lo que necesites.
Te pido algo especial. Se buen hermano. Caminen siempre juntos. Asì no te sentiràs sola. Los une un lazo muy importante y nada ni nadie tiene que destruirlo.
Se fuerte y, por sobre todas las cosas, SE FELIZ.
Te quiere con toda el alma y esto es PARA SIEMPRE
Mamà

3 comentarios:

Yoly dijo...

Que preciosa carta, muy tierna. Gracias por compartirla.

malu dijo...

Muy bonita carta llegan tus palabras al corazón y nos transportan a esa edad con Luis Enrique, era un niño especial, aunque no lo sabíamos, pero los mismos deseos y anhelos que escribes son parecídos a los que deseabamos para él. Con esta linda carta nos los recordaste, gracias.

Ma. Luisa mamá de quique y ricardo

wendy michelle dijo...

YO ME MUEROOOOOOOO!! HERMOSA LAU!! YO DESDE LEJOS LO VIVI CONTIGO, ESE PASO PASO LA LLEGADA DEL GORDO, NO OLVIDARE NUNCA QUE TE ACOMPAÑE (CON AQUEL MAIL IMPRESO) EN ESA TAN HERMOSA Y ESPERADA LLEGADA, ASI COMO ME ACOMPAÑASTE EN LA LLEGADA DE MAR (CON LA MEDALLA DE SAN RAMON...TOMI DESDE SU CONCEPCION FUE, ES Y SERA "ESPECIAL"!!! ay ya, porque te inamginaras que termine de escribir esto con un aguacero en mis ojos!